lunes, 22 de diciembre de 2014

LE NOUVEAU PETIT DIABLE

Español: Universidad de Deusto, Bilbao, España.
Español: Universidad de Deusto, Bilbao, España. (Photo credit: Wikipedia)

Leontzio Madariagabeitia Wilson estaba deprimido esta mañana en la sala de profesores y no porque solo quedase el Deia para leer cuando él llegó sino, como muchos lunes,  porque San Mamés no había echado un capote a su Athletic que había sido corneado una vez más en la tarde-noche del domingo. Los lunes daba clase en el campus de Deusto de la jesuítica universidad, la asignatura se llamaba algo así como “Introducción a las repercusiones futuras de las nuevas tecnologías” y contaba en la carrera de Dirección de Empresa con los créditos universitarios equivalentes a los créditos económicos que Kutxabank concede a los emprendedores, prácticamente ninguno. Por cierto en Kutxabank, o BBK a todos los efectos, se ganaba principalmente las alubias Leontzio pero la entidad financiera le dejaba compatibilizar, compensado las horas con su esfuerzo, la actividad universitaria con su dedicación laboral, lo que incluso le permitía ir semanalmente a Donostia donde también impartía lecciones desde que La Universidad de Deusto absorbió definitiva y efectivamente su todavía más pequeña sucursal guipuzcoana.
-          Los goles de ese “petit diable” valen más que su peso en saldos de cuentas bancarias en la Isla de Man ¿No? –le soltó Manu Majors, profesor de derecho, a guisa de saludo aquel aciago lunes, mientras le mandaba el Deia con el dorso de la mano hacia la esquina de la mesa donde Leontzio se había sentado-.
-          No me digas, no me digas… ¿Por qué no se habrá ido al Olympique de Lyon o dónde sea, que era lo suyo? Y ha tenido que acabar por casualidad en ese gang de españoleros…   
-          Causalidad, no casualidad. En Francia hay algo de control sobre las finanzas del fútbol –comenta Majors que sigue monopolizando El País-, y eso impide que hagan muchos fichajes de jugadores de los clubes españoles. Me voy a clase, te dejo con Simeone que tiene cara de buena persona.
-          ¿Cuándo te jubilas tú?



viernes, 19 de diciembre de 2014

TRISTES CANCIONES VASCAS

Basque supporter du B.O. Français : Biarritz o...
Basque supporter du B.O. Français : Biarritz olympique Pays basque. Biarritz olympique v Ospreys 10 avril 2010. Anoeta Coupe d'Europe 2010. Quart de finale à San Sebastian. (Photo credit: Wikipedia)
-Ni en Navidades os arrancáis por sevillanas –dice Aristide Labarthe cuando las afinadas voces de la cuadrilla se toman un descanso y un chupito en el concierto posterior a la pitanza- ¿Por qué seremos tan lacrimosos en este pueblo?
- Hay quien no está para muchas alegrías –sugiere el Marqués de Altamira mirando al Barón de La Florida que hoy nos ha venido vestido con todo el “merchandising” del Hernani  CRE-, pero es el comienzo de un nuevo ciclo ¿No?
- Evidentemente y, antes de lo que algunos piensan, volveremos a estar arriba. Mientras si no estamos para jugar a XV, jugaremos a VII que tenemos gente para ello de sobra –comenta el Barón que antes de la cena había conectado el ordenador a la “tele” para enseñarnos, todos los teníamos vistos, los resúmenes de los últimos torneos de la modalidad olímpica del rugby-, y parece que ya está cuajando a nivel mundial.
-Tampoco las selecciones de España y Francia están yendo bien en el rugby a VII en estos últimos tiempos –interviene Hiruntchiverry, eufórico desde el principio por la remontada en la clasificación del Biarritz Olympique de la última jornada-, me parece que están todos, chicos y chicas también, con un síndrome de “quemados” total.
- En las selecciones españolas es lógico porque los nombres se repiten en bucle –replica el Barón-, pero los franceses se han gastado una pasta enorme para hacer un equipo profesional sólo de seleccionados a VII y hacen… turismo.
- ¿En Landare Toki vais a jugar a VII? ¡Cómo no os dejen Zubipe los futboleros, vais a tener que venir a Altamira!

- ¡Calla y vamos a cantar la Salve rociera como en un funeral de ésos! 

sábado, 13 de diciembre de 2014

GIPUZKOA MON AMOUR

Zarautz, Gipuzkoa Province
Zarautz, Gipuzkoa Province (Photo credit: Wikipedia)

-Cuando no tienes nada que decir en tu columna, acudes a los valores de rugby siempre –me ha dicho al dejarme en el trabajo un amable taxista que sigue, o eso me dice, estas columnas-.
-          Es época de lotería y calendarios y lo asumo con resignación –me digo al sentarme en el despacho esta mañana de alerta amarilla mientras observo mi mesa que se va llenando de impresos navideños variados-, además esto mantiene vivas a algunas imprentas, por lo menos.
Intento ordenar mis pensamientos en torno al rugby guipuzcoano porque quiero redactar una columna meramente coherente sin disgresiones sobre la influencia de la muerte de la Reina Fabiola en la buena marcha de Babyauto Zarautz que hay sigue en cabeza o sin anegar innecesariamente Landare Toki con mis lágrimas por la explicable situación del Hernani, pero no hay modo, las jugadoras del TCMS, equipo femenino de 3ª Federal francesa de alguna aldehuela perdida en la campiña, me impiden avanzar así que tendría que escribir sobre los valores del rugby pero hay algo, para mí, mas importante: Get into rugby.
Porque la Federación que ahora preside el donostiarra Alfonso Feijoo está haciendo una inteligente campaña de promoción de nuestro deporte “Get into rugby, apúntate al rugby” que pretende la extensión del rugby y de sus valores de integridad, respeto, solidaridad, pasión y disciplina en el ámbito escolar por todos los territorios. Y me llamó la atención una ausencia en la presentación en Madrid de este programa, amparado por la World Rugby (Antes IRB) la Federación Internacional de Rugby, la ausencia de los Directores Técnicos de las Federaciones vascas.  Supongo que esta ausencia no impedirá en forma alguna que Gipuzkoa reciba los eventos derivados de esta campaña.



viernes, 5 de diciembre de 2014

EL ARBITRO METE SIETE GOLES

English: Pottoka, mascot of the French rugby u...
English: Pottoka, mascot of the French rugby union team Aviron Bayonnais. Français : Pottoka, la mascotte de l'Aviron bayonnais, club de rugby à XV français. (Photo credit: Wikipedia)

-          ¿Podéis prestar Pottoka como mascota para la Real? –Dice Galtzagorri a modo de saludo a Aristide Labarthe-, Total tiene los mismos colores y ya conoce Anoeta.
Labarthe no se encuentra de buen humor hoy que le toca preparar la comida a la cuadrilla, le veo peinar una trufa con sumo cuidado, creo que hace como si no hubiera oído nada. Al acabar el rallado del suculento hongo aromático, dice:
-          Quizá  habría que cambiar la regla de los ensayos de castigo: que el árbitro pueda meter siete puntos él solo es demasiado a veces.
-          A veces, sobre todo cuando se equivoca en contra de nuestro equipo –dice Galtzagorri que ha comprendido la cuita del “bayonnais” -, pero las alternativas son peores. Esa sanción impide que se acuda a la trampa para evitar ocasiones de ensayo del contrario, ya que si lo haces el árbitro le da un ensayo bajo palos a la víctima de la infracción.
-          Pero a veces podría ser un golpe, solo tres puntos –insiste el de Baiona sin mucha convicción- ¿En qué deporte el árbitro mete siete tantos a favor de un equipo?
-          En rugby y a mí me parece esencial que se conserven estas reglas del arbitraje, esta forma de arbitraje activo –El Barón de La Florida ha sido árbitro mucho tiempo no solo de rugby-, que el árbitro advierta al jugador infractor que está en fuera de juego en un ruck, que se deje agotar la ventaja ostensiblemente, que se explique la decisión al jugador, que se arbitre con los capitanes, que se rectifique el error… Los errores del árbitro se asumen en el rugby y hay que saber aprovecharlos, como el hizo el Aviron, para poder compensarlos.
-          Sí pero, como dijo un abogado francés,  que “un juez sea tonto es inevitable, que un tonto sea juez es una catástrofe” –Aristide sirve unos platillos con “foie” y otros con huevos revueltos, deliciosamente perfumados, mientras comenta-, y hay árbitros que nadie los quiere ver porque son una catástrofe con dos patas.
-          Pero pasarnos a Pottoka para la Real Sociedad, por favor.

    

lunes, 1 de diciembre de 2014

A QUIÉN LE IMPORTA LA VIOLENCIA EN EL FÚTBOL

Disney pincess
Disney pincess (Photo credit: Wikipedia)
Es absurdo, desde el mundo del rugby, hablar otra vez de la violencia en el fútbol. Absurdo porque partimos de una visión distinta del mundo y de la vida que la que impera en el mal llamado “deporte rey” –salvo que sea un rey absoluto, un dictador totalitario-. Absurdo porque en realidad a nosotros sí nos importa, porque nos importa la humanidad –con H de portería de rugby-, y una de las facetas lúdicas humanas, el deporte, mientras que no importa a los que pueden cambiar algo en la sociedad parasitaria que el fútbol ha formado en nuestra sociedad. Todos sabemos que lo que les importa es el dinero que extraen de ese mercado mafioso y cuyo ámbito de impunidad y de “todo vale” van a mantener, digan lo que digan hoy, digan lo que digan quienes juntan, juntamos, letras sobre este tema.
Pero me gustaría escribir algo para vosotros, los que tenéis el poder de cambiar el fútbol, porque no puedo resistir la tentación de opinar y además porque me gusta el fútbol y sigo, apoyo y soporto unos colores blanquiazules, aunque tenga que cerrar los ojos y taparme las narices demasiadas veces.
Tenéis que frivolizar el fútbol, quitarle trascendencia, y lo tenéis que hacer desde la infancia. Hay que tomárselo a broma, es un ejercicio físico divertido cuando se practica y una charlotada, un espectáculo más, cuando se contempla. Y eso se lo tenéis que hacer ver a los niños y a sus padres siempre, todos los días en la educación y en los medios de difusión. Hacerles ver que los dos equipos pueden intercambiarse, como en el futbolín, porque se necesitan mutuamente para jugar.
Las mascotas de los equipos deben generalizarse, mascotas tipo animales de Walt Disney, mascotas para niños que animen el ambiente festivo, familiar, conviviente de las aficiones en las gradas.
Las aficiones tienen que convivir, tenéis que evitar esas manadas de un solo color que despersonalizan, descerebran, hacen animal gregario a la persona. Es un error separarlas y enjaularlas, si lo hacéis ahora es porque sabéis que habéis fracasado en su educación y seguís agravando su animalización –con perdón de los animales que no se merecen esta comparación-, antes, durante y después de cada partido.
Tenéis que prohibir la publicitad sexista en el entorno deportivo, sobre todo antes de los encuentros, la exhibición provocadora de animadoras inalcanzables, frustrantes… El alcohol y el tabaco son menos peligrosos que el machismo compartido por esas oleadas de testosterona que rugen en las gradas y que se excita con mensajes dirigidos al subconsciente. Si se puede quitar la promoción del tabaco, se puede quitar el anuncio del coche que conduce la rubia de los taconazos.
El 3er. Tiempo debe ser obligatorio e iniciarse en la cancha, antes de abandonar el terreno, todos y cada uno de los protagonistas deben saludarse –haya pasado lo que haya pasado en el tiempo de juego-, y saludar al árbitro.
No dejéis entrar a los políticos en las tribunas. Los buitres se comen la carroña que los cuervos han destripado. Los directivos se suben a la tribuna y se hacen acompañar allí arriba de políticos, cuervos y buitres del fútbol. Necesitan los políticos que haya carroña en el fútbol para seguir existiendo pero el fútbol, si es un deporte, no necesita de los políticos. Que vayan con la masa, con sus electores, que lo vivan de cerca y, si van a tribuna, que sean ejemplares que hagan fútbol y no futbolitis.   
Tenéis que sancionar de verdad. Vale ya de mentiras. Las infracciones por acción y omisión, por hechos y por palabras, tienen que ser castigadas individual y colectivamente, de forma rápida, ejemplar y contundente.  No pongáis cara de funeral una vez más. Expulsad para siempre a quienes individualmente contravienen el juego, expulsad definitivamente a esos colectivos que amparan la violencia, disolved los clubes que no quieren velar por el deporte. No esperéis más a cambiar normas, hacedlo ya, y, mientras, aplicad las que tenéis, que tenéis demasiadas para lo que hacéis con ellas.
Profundamente sé que no va a pasar nada. Que a la salida del funeral os dirigiréis a la Hacienda de turno para que os perdone en vez de meteros en la cárcel, al banco para que se olvide del pufo en vez de desahuciaros de las instalaciones que os regaló, al Ayuntamiento para que desvíe patrimonio público a vuestros bolsillos y que os gastareis ese dinero, por el que nadie, nadie, va a pediros cuentas en las putas más finas y más caras… pero eso ahora se suma al PIB o sea que tampoco importa mucho.


    

sábado, 29 de noviembre de 2014

¡QUÉ VERDE ERA MI LANDARE!

A small bowl of hot smoked Spanish paprika (pi...
A small bowl of hot smoked Spanish paprika (pimentón de la vera, picante). Photo taken in Kent, Ohio with a Panasonic Lumix digital camera (model DMC-LS75). Paprika purchased from The Spice House, United States.http://www.thespicehouse.com/spices/spanish-smoked-hot-paprika-pimenton-de-la-vera-picante The smoky flavor is created through the smoking of red chili peppers over an oak fire for several weeks. (Photo credit: Wikipedia)
-          El domingo todos en Landare Toki ¿No? –dice Hiruntchiberry espolvoreando de pimentón el pulpo-. Por el derby, por Seaska y porque puede ser el último en Landare por un tiempo…
-          Corta, corta – interviene el Barón de La Florida que está poniendo la sopera en el centro de la mesa-, que aún queda mucha tela que cortar.
-          Puede ser que sea el último derby porque los dos clubes de Gipuzkoa se fusionen –Aristide Labarthe está leyendo la “biblia” del rugby francés sentado ya en la mesa-, para mantenerse en vuestra División de Honor A hace falta ya mucho dinero y vuestra economía no da para dos equipos competitivos a ese nivel.
-          Cuando se trataba de Bayona y de Biarritz, te ponías hecho una furia, y ahora quieres que nos unamos los de este lado ¡Qué C….! (La expresión en francés coloquial, dicha con amistad, no es reproducible) –Con la boca llena de txikamiska reacciona el Marqués de Altamira-.
-          No nos gusta pero hay que hablar de ello, tanto en uno como en otro lado –Hirutchinberry sentado ya con el resto de la cuadrilla-, porque el rugby profesional tiene unos costes inabordables sin una buena base financiera y cada uno a nuestro nivel tenemos los mismos problemas de corazón y de billetera.
-          Habría que empezar por el plan de viabilidad deportiva de cada proyecto –Galtzagorri había acabado el aperitivo y la sopa de pulpo para mirarnos con ojos tristes- ¡Quizá no todos tengan los mismos objetivos! Además…  ¿Quién quiere que haya por lo menos un equipo de rugby representativo de Gipuzkoa al más alto nivel aparte de nosotros, los del rugby? Si somos cuatro…
-          O cuatro mil el domingo en Landare Toki a las 12 ¿Vale?


sábado, 22 de noviembre de 2014

SINFONIA DEL RUGBY

-         Un equipo de rugby es como una orquesta, una suma armónica de individuos –comentó el Marqués de Altamira, después de que el “laukote” acabara su ensayo-, hace falta quien dirija pero cada  miembro aporta su personalidad.
-         Creía que siempre decías que el rugby era un ajedrez colectivo –El Barón de La Florida dijo, recogiendo sus partituras-, en que cada pieza tiene su cerebro.
-         Y una orquesta también es un ejercicio de ajedrez colectivo –siguió el de Altamira tatareando un fandango acompañado de los cubiertos-, pero normalmente no tiene otra orquesta enfrente disputándole la melodía, aunque haya conciertos que lo requieren.
-         Se puede decir que un partido de rugby es una sinfonía en que hay una orquesta dividida en dos conjuntos para realizar una improvisación a partir de unas bases comunes. No, eso es jazz –digo yo que, dado que tengo el oído entre las posaderas, no participo jamás en los ensayos-.
-         En clásica también caben improvisaciones pero lo suelen hacer los virtuosos –me ilustra el Barón, excelente bajo, por cierto-.
-         En realidad, una orquesta es como un equipo de rugby, porque requiere esa solidaridad, esa aportación individual, esa disciplina, esa dirección que el rugby inculca –prosigue el Marqués, ya bailando el fandango con gran peligro para la vajilla apilada en un extremo-, pero últimamente nuestros equipos de rugby han visto partir demasiados instrumentistas y así no hay quien...
-         He oído  Rugby de Honegger en la radio esta mañana –aporto algo-, y me ha gustado.
-         La ola izquierda de Mundaka siempre me suena a la Vª de Beethoven –dice un joven de la mesa de al lado y todos le miramos con cierta aprehensión-.